jueves, 16 de julio de 2015

Crítica al edificio "El Pacífico", por Claudia Santos

Parte de la serie "Crítica, crítica y más crítica".


La arquitectura moderna peruana ha dejado atrás varios edificios y algunos cuantos hitos por la ciudad de Lima. Voy a hablar de uno en particular que ya desde mis primeras incursiones al centro de Miraflores me generaba curiosidad.

El edificio “El Pacífico” tiene un innegable atractivo volumétrico que sigue las pautas de diseño del movimiento moderno: La composición zócalo-vacío y volumen superior, las líneas claras y la modulación de la fachada. Pero mucho ha cambiado desde la Lima de los años sesenta.

Estamos de pie en la esquina de Pardo y Diagonal, justo frente al BCP. Caminamos a la entrada más cercana y luego de mirar a los cambistas nos adentramos al edificio caminando entre dos muros hasta llegar a la intersección que generan los caminos interiores. Si volteemos a la izquierda vemos una escalera clausurada y si lo hacemos para la derecha, la entrada de los departamentos. Y nada más. ¿Qué ha pasado aquí?

Después de investigar un poco, analizar los planos originales y las fotos (¡Las fotos! Carritos de llantas blancas y ya me imaginé las señoras de guantes) me doy cuenta que la distribución que seguro le funcionó para los años sesenta ha sufrido cambios, algunos drásticos, para adaptarse a los nuevos tiempos (2015)

Inicialmente fue concebido como una galería de tiendas en primer y segundo nivel. Eso explica la escalera. Actualmente sabemos que el comercio en galería solo funciona con una buena administración, tiendas alquiladas a franquicias (¿C.C. Camino Real?), tiendas anclas, iluminación (preferiblemente natural) y buen espacio de circulación. Elementos que no se podrían desarrollar en el espacio que tiene. La respuesta es clausurar el ingreso, con McDonalds y un par de oficinas usando el segundo nivel. Y en el primero, las tiendas solo se abren hacia el exterior.

edificioelpacifico.blogspot.com
Probablemente el motivo por el que no se ha cerrado la circulación interior en primer piso es porque el ingreso a las viviendas se encuentra ahí y no en la fachada como se haría actualmente. Edificios mixtos, ingresos y circulaciones separadas por función.

El cine inicialmente planteado como una gran sala para albergar 1400 espectadores ha sido dividido en seis (sí, seis) salas de proyección para satisfacer la demanda contemporánea: variedad de horarios y variedad de películas.

Existen más cambios y adaptaciones en el tercer nivel de estacionamientos y en la zona de viviendas pero lo que queda al final es que éste edificio es un sobreviviente. Aún cuando sabemos que la arquitectura moderna es todo lo contrario a flexible se ha hecho lo que se ha podido y sigue vivo y bullente de actividad.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...